Siempre he pensado que todas las novias son hermosas, les brillan los ojos y cada una se preocupa por resaltar lo mejor de sí misma. Peero, algunas veces, en su afán por verse mejor que nunca, hacen demasiado y logran el efecto contrario: verse cursis, con más edad, demasiado maquilladas o con un bronceado exagerado.

Así que, si estas planeando tu boda, aquí te damos 9 tips de belleza para que luzcas espectacular en tu gran día. Pero sobretodo, ¡para que seas tú misma!

  1. Las uñas. Desde el momento que te dan el anillo, considera mantener tus manos  hidratadas y las uñas bien cuidadas. Te sugerimos que te hagas manicure una vez por semana.
  1. Faciales. Cada quince días para que tengas la piel libre de puntos negros y células muertas. Esto te ayudará a que tu piel se vea hidratada, luminosa y libre de imperfecciones. Así, el día de tu boda no necesitarás tanto maquillaje.
  1. Cuida tu sonrisa. Sonreirás para las fotos, el video, para saludar a la tía. En fin, sonreirás cada vez que te feliciten. Tres meses antes de tu boda, comienza a usar pasta dental y enjuague bucal para blanquear tus dientes. También puedes usar bicarbonato o, aún mejor, acudir a un blanqueamiento profesional con tu dentista.
  1. Retoque de raíz o pintado de pelo. Acude 10 días antes de la boda, así tendrás tiempo de arreglar el color si algo no te gustó.
  1. Prueba de maquillaje. Haz tu prueba de maquillaje y peinado con anticipación. Es importante que seas clara con tu maquillista respecto a lo que quieres. Tu maquillaje y peinado debe ser de acuerdo al clima, el tipo de evento y la hora.
  1. Básico, toma agua. Mantenerte súper hidratada te ayudará a sentirte mejor, a comer menos y a que tu cara se vea hidratada y luminosa.
  1. Come sano. Evita al máximo todos los alimentos que te inflaman. Aléjate del sodio, el azúcar, los lácteos y el alcohol. Concéntrate en comer frutas y verduras, carne magra,  pescado y té verde. Obsérvate y controla tus emociones. Evita los atracones de media noche.
  1. Duerme. Los días anteriores a tu boda, duerme. Duerme bien, relájate, respira y medita. Ninguna crema sustituirá los beneficios de dormir bien.
  1. ¿Bronceado? ¡Ni se te ocurra! Prohibido hacerte días antes ese bronceado artificial. No hay manera de arreglarlo y no luce nada bien. Si deseas lucir la piel bronceada el día de tu boda, sé precavida. Un bronceado natural debe hacerse con días de anticipación. Además, cuida mucho tu piel. Mantenla hidratada y evita las horrendas marcas de bikini. Ahora bien,  si prefieres un bronceado con spray, hazlo con un experto y pruébalo varios meses antes para que veas cómo luce. La idea es que te veas besada por el sol, con un toque de color dorado, pero sin exagerar.

Sigue estos tips, haz tus propios rituales de belleza y estarás lista para lucir ¡es-pec-ta-cu-lar!